taller clandestino villa crespo

La Policía de la Ciudad informó que desbarató un taller mecánico ilegal que funcionaba en el barrio de Villa Crespo, donde incautó piezas de gran valor y detuvo a un hombre de 29 años, que era el encargado y se especializaba en sustraer y cambiar los catalizadores de los vehículos.

 

Personal de la División Sustracción de Automotores y Autopartes de la Policía de la Ciudad informó que al pasar por la puerta de un taller ubicado en la avenida Juan B. Justo al 3100, observó un automóvil Peugeot 504 el cual, al consultar en los sistemas, arrojó que tenía un pedido de secuestro activo solicitado por la Unidad Funcional de Investigación 10 del Departamento Judicial de San Martín, con fecha del año 2002 por robo calificado.

Según informa el parte policial, los efectivos ingresaron al lugar e identificaron al responsable, un hombre de 29 años, y procedieron a inspeccionar el taller, encontrando una camioneta Jeep de color gris la cual estaba en reparación.

Al recorrer el local e inspeccionar el rodado, descubrieron la maniobra delictiva que se hacía: con la excusa de arreglar el caño de escape, le extraían a los vehículos el catalizador mediante el uso de una amoladora y luego, para que no lo descubra el dueño, le soldaban un suplemento similar.

Los oficiales llamaron al propietario de la Jeep, que informó que había dejado su rodado en el taller para que le coloquen una puntera cromada al caño de escape y en ese momento fue anoticiado sobre el ilícito del que había sido víctima.

Durante el procedimiento, se encontraron escondidos 73 catalizadores por un valor de 40 mil pesos cada uno, lo que dejó al descubierto la maniobra que se realizaba en el taller.

La Unidad de Flagrancia Norte, al tanto de los pormenores, dispuso detener al imputado por el delito de “encubrimiento agravado e infracción a la Ley 25.761".

También ordenó el secuestro de la camioneta Jeep con su correspondiente catalizador como así también del Peugeot 504.

El lugar fue clausurado con consigna policial de la Comisaría Vecinal 15 B de la Policía de la Ciudad.